viernes, 5 de marzo de 2010

La Joyería y los Escarabajos

La figura del Escarabajo se encuentra en gran abundancia en relieves, pinturas, amuletos, sarcófagos y en la orfebrería egipcia: Se han descubierto exquisitas obras maestras realizadas con lapislázuli, azurita, sugilita y otras piedras preciosas como la cornalina, jaspe, amatista y turquesa adornados con esmalte y cristal. Engarzados en dijes, anillos, diademas, broches, brazaletes articulados o de cuentas, collares y pectorales. Era tanto su gusto por usarlos, que era comun verlos llevar dos brazaletes en cada brazo, uno en la muñeca y otro por encima del codo. Particularmente popular era la sortija de sello decorada con símbolos religiosos como el escarabajo, la flor de loto, el halcón, la serpiente o el ojo. Recordemos el valor espiritual que adquirian los amuletos como protección tanto en la vida como en la muerte, ya que el que lo portaba en su vida adquiría fuerza y protección contra todo mal y en la muerte tendría la posibilidad de resucitar y llegar a la vida eterna. Generalmente se elaboraban en proporciones pequeñas y contaban con agujeros que permitia engarzarlos a un collar. La mayoría venían con inscripciones y llevaban al reverso algunas figuras o textos importantes para el portador, e incluso, en ocasiones tenían el nombre del propietario. Ademas de ser accesorios muy lucidores, algunos cumplian una doble labor: eran sellos! Como elemento mágico protector y símbolo de triunfo sobre la muerte, el escarabajo recibió tal veneración que fueron preservados en pequeños sarcófagos que hoy podemos admirar en los museos con colecciones egipcias. Algunos escarabeos funerarios estan hechos de granito, basalto y estatita. El escarabajo Tenebrionido también fue representado. Estos insectos tiene la capacidad de esconder sus patas y envolverse en una especie de sudario cuando se siente amenazado, y permanecer en esta postura durante un tiempo. Su similitud con una momia pudo ser la causa de representación. Un claro ejemplo de este insecto es un collar con colgantes en forma de Tenebrionido encontrado en Guiza, datable a finales de la Dinastía IV o comienzos de la V que hoy se encuentra en el Museo de El Cairo (JE 72334). Finalmente, el escarabajo rinoceronte o Orycter nasicornis se encuentra entre los objetos que nos ha legado del Antiguo Egipto. De este modo un pequeño sarcófago de bronce que hoy se encuentra en el Museo del Louvre muestra a uno de estos animales. Es de Época Ptolemaica y tiene una inscripción que lo relaciona con Ra.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...