jueves, 8 de noviembre de 2012

Michel Franco se suma a iniciativa legal

El acoso escolar: un problema complejo y de distintas aristas
Estamos de acuerdo que en los padres recae una mayor responsabilidad sobre los hijos, pero, hasta donde llegan las escuelas en la prevención?
Cuál es el rol de las autoridades en este tema?

El retrato que Michel Franco ofrece del bullying no solo es merecedor de reconocimientos internacionales y nacionales:
ahora la historia se suma a una iniciativa de ley que, desde hace un par de años, se gesta en el Senado de la República.

Y es que “varias ONG y sociedades civiles están trabajando con el senador Mario Delgado para la elaboración de una ley federal que ayude a solucionar el problema del bulliyng y analizar sus consecuencias.
"El trabajo es de años atrás; de hecho, hay una ley a nivel del DF, pero la idea es hacerlo a escala federal", comentó Billy Rovzar, uno de los productores del filme.

De esta forma, la película va más allá de su misión comercial y cumple con una labor social, pues “estamos en pláticas para que la gente hable del problema y de lo que se puede hacer al respecto, porque el problema es más grande que la idea de un senador o una casa productora, el bullying existirá por años y son los mismos años que debemos combatirlo”, añadió Rovzar.

De hecho, ni el mismo Michel Franco imaginó que la historia protagonizada por Tessa Norvid, cobraría tal importancia para el país, “si además de entretener al público y hacerlo pensar, el cine puede provocar un cambio, es bueno.

“Normalmente un director no busca eso, si lo pretende no se da, pero aquí salió de forma orgánica. Hice una película que trata el bullying con escenarios y personajes específicos, pero si eso sirve para que se generen leyes o se discuta el tema de una forma seria en el Senado, es bueno”, añadió el realizador.
La problemática no es menor cuando se aprecia que, según datos del INEGI, el 40 por ciento de los jóvenes sufren de bullying en algún momento de su educación básica, lo cual es resultado de entornos hostiles, “la película es una especie de análisis de por qué la sociedad se ha tornado tan violenta y por qué esta violencia se permite”, dijo Franco

“Hay muchos temas qué poner sobre la mesa y por eso hago cine, para entender quién soy y quiénes somos como sociedad. A esto se suma que Después de Lucía es una película para el gran público y no es aburrida, porque eso sería un crimen”, añadió.
En tanto la iniciativa de ley se desglosa en el Senado, la película se proyecta de forma gratuita en algunos complejos cinematográficos, “resultó más fácil hacer que las escuelas vayan al cine; así que, estaremos en contacto con otras escuelas alrededor de la República.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...